martes, octubre 20

Auditoría

Así, con esa palabrota, nos ha querido asustar nuestra supervisora esta mañana. Algo así como "que viene el lobo" pero en el leguaje burócrata.
Se refería a ese momento en que la comitiva evaluadora de la productividad viene a la unidad a alcahuetear registros y ver si hemos sido chicos buenos. A tal efecto, avisan unos días antes para que cuando aparezcan tengamos hechos los deberes que durante el año no solemos realizar, esa es la verdad.
Y este aviso podría pensarse que es paternalista con el fin de que podamos cobrar la productividad, incluso algunas compañeras se han emocionado con el acto de 'generosidad', sin caer en la cuenta que gracias a 'cumplir' nosotros los objetivos y ganarnos unas perrillas, ellas, las jefas, se ganarán productividades desorbitadas puesto que sus objetivos son simplemente que nosotros los cumplamos.
Pues que les aproveche.

No hay comentarios: